Traté de que el corazón no me diera explicación, para no derramar lagrimas en tu honor.